Pin It

LEB Plata. El Plasencia resucita el día que Lledó volvió a casa (89-66)

estadio placentino | domingo, noviembre 26, 2017 |

Jorge Lledó recibió un homenaje antes de empezar el partido.
Extremadura Plasencia
89
Real Murcia
66
EXTREMADURA PLASENCIA.
Fuentes (19), Bayle (4), Sierra (18), Mario Álvarez (6, Seydou Aboubacar (11) –cinco inicial-, Arribas, Valge (12), Miguel Martínez (3), Rodilla, Álex Galán (16) y Tierno.
REAL MURCIA.
Ballesta (5), Jasen (10), Lledó (2), Chris Matagrano (19), Franceschi (19) –cinco inicial-, Knezevic, Alcaraz (2), Coello (2), Flannery (3) y Mathew Don (4).
PARCIALES:

25-16, 49-31, 71-47 y 89-66.
+Estadísticas.
ÁRBITROS:
Gómez Luque y Sánchez Benito.
INCIDENCIAS:
Pabellón Ciudad de Plasencia, 350 espectadores. Jorge Lledó, capitán del Real Murcia y ex jugador placentino, recibió un homenaje antes del encuentro.




































Juan Carlos Ramos / Plasencia


Reacción placentina en el partido que menos se esperaba. Después de encadenar cinco derrotas seguidas, tras cortar a Richard Peters y Erik Kinney, sin poder contar con el recién llegado Dylan Poston por no poder dar de alta la ficha federativa dentro de plazo y ante un Real Murcia que llegaba a La Bombonera como colíder de la LEB Plata.

Y todo ello en un ambiente de cierta nostalgia por el regreso de Jorge Lledó a la que fuera su casa durante ocho temporadas, las de la época dorada del club. El alero murciano poco pudo hacer tras sufrir un pinchazo en el gemelo izquierdo al poco de iniciarse el partido.

Una reacción apabullante, casi tanto como el marcador que reflejaba el electrónico al final de los cuarenta minutos (89-66). Nunca antes había conseguido una ventaja tan amplia el Plasencia y solo en una ocasión fue capaz de superar esos dígitos. Fue ante el Alicante y después de una prórroga (90).

Con solo ocho rotaciones –más los tres juniors que incluso pudieron disfrutar de algunos segundos en toda una LEB Plata-, el Extremadura Plasencia fue un ciclón ante el Real Murcia, contradiciendo así las tesis del baloncesto moderno que mide continuos cambios para mantener fresco al equipo.

Al Plasencia le vino bien que todos –pocos o muchos- aportaran minutos de calidad, que sumaran cada vez que estaban en pista. Y le vino mejor aún que Adrián Fuentes se encontrara en plenitud de condiciones físicas. Cuatro triples suyos en el primer cuarto abrieron brecha casi desde el arranque. Por parte murciana, el único que tiraba del carro era Chris Matagrano, insuficiente para poder meter a los suyos en el partido (25-16 en el primer cuarto).

Con Adrián Fuentes más vigilado, fue turno para que Álex Galán exhibiera su calidad de movimientos cerca de la canasta. En defensa, todos se pusieron el mono de trabajo, sabiendo gestionar perfectamente las faltas personales que amenazaban a un banquillo corto (49-31, al descanso).

La segunda parte repitió el guion de los dos primeros cuartos. El Plasencia no bajó el ritmo ni la intensidad y llegó a gozar de máximas de 29 puntos (83-54), con un Adrián Fuentes en Mr. Catering (15 asistencias). Con el base malagueño en perfectas condiciones, el Plasencia puede optar a playoffs; si le castigan las lesiones, habrá problemas para mantener la categoría.

El Extremadura Plasencia presenta un balance de 4-6 después de diez jornadas, todavía en puestos de descenso. El próximo sábado visita la cancha del Arcos Albacete Basket, uno de los cinco equipos que colideran la LEB Plata con un balance de 7-3.

Para ese partido ya estará disponible el escolta americano Dylan Poston y se espera que también un nuevo pívot con pasaporte comunitario o cotonou que debe llegar a lo largo de la próxima semana.

Categoría : , ,